¿Quién es quién? Lío de roles.

En mi práctica como psicóloga me encuentro con situaciones curiosas que me gustaría compartir en este espacio por si puede invitar a la reflexión y/o ayudar a alguien.

 

Una de ellas es la que expongo a continuación: Inversión de roles, son los hijos los que ejercen de padres. Por graciosa que pueda parecer la foto, que lo es, la realidad resulta mucho más compleja y no tan simpática ya que priva a los hijos de un espacio afectivo que les es imprescindible para su evolución afectiva estable.

 

En estos casos, los padres suelen adoptar una posición pasiva, sumisa, resignada, cómoda, dependiente que habitualmente proviene de una falta de autoestima, autoconfianza, miedos no resueltos y otros conflictos emocionales. Esta inmadurez emocional de los padres, lejos de ser afrontada y resuelta, es compensada con el traslado de la responsabilidad emocional a los hijos, incluso cuando éstos son de temprana edad creando unos lazos de dependencia que a la larga conllevan un sufrimiento innecesario a los hijos ya que han soportado una carga que no les correspondía.

 

Y lo más curioso, es que en muchas ocasiones se replica este patrón de conducta.

 

Atención ! El adulto es quién debe marcar sus límites y quién debe velar por el bienestar del hijo hasta que sea un adulto.

 

La descripción de la relación sería:

 

Adulto- bebé

Adulto- niño

Adulto- joven

Adulto- adulto

Anciano- adulto (en este momento, por ciclo vital, puede invertirse de forma natural el vínculo)

pero en los anteriores binomios es en la persona que figura en primera posición sobre la que debe recaer la máxima responsabilidad.

 

Son casos que llegan a consulta con la sensación de haber tenido una "infancia robada". Desde demasiado pronto se le exigieron responsabilidades emocionales, no me refiero a tareas, que no estaban al alcance de su edad cronológica.

 

Estas personas al alcanzar la edad adulta pueden presentar desajustes emocionales (rigidez, rabia, ...) y también pueden presentar somatizaciones (dolores en diferentes lugares, alergias,...).

 

Es importante aceptar responsablemente el rol de padres ya que esto afecta directamente a la madurez emocional de nuestros hijos.

 

Muchas gracias. Os invito a dejar vuestro comentario.

 

Un cordial saludo y hasta pronto.

 

 

Escribir comentario

Comentarios: 0